jueves, 28 de marzo de 2013

LAS APARIENCIAS ENGAÑAN…




No todo es como a simple vista se ve, a veces quien sonríe por fuera, llora por dentro, quien parece tenerlo todo, en realidad siente que no posee nada realmente valioso…

Hay fachadas de familias, parejas, padres e hijos, que parecen ser felices y unidos, pero tras las cortinas de su casa, hay indiferencia, tristeza, discusiones, muchas cosas se quiebran…
Hay chicas hermosas que parecen tener o ser lo que muchas quisieran, pero en el fondo se sienten vacías, admiradas solo por su belleza, la felicidad no está en la apariencia…

Las apariencias engañan, no siempre el malo o el ladrón es quien se viste mal o anda andrajoso, muchas veces esos son de más transparencia y mejor corazón que los que andan en saco y corbata, fingiendo lo que no son…

Las apariencias engañan, la rudeza no es siempre falta de amor, a veces ama más quien lo calla que quien lo grita y no muestra lo que de verdad hay en su interior…
Muchas veces dejamos pasar de largo personas valiosas y grandes oportunidades porque nos fijamos en las apariencias y no vimos más allá de ellas, a veces optamos por lo que mejor pinta y no es lo que nos conviene realmente…

Las apariencias engañan y se oculta mucho tras el silencio pero quizás se ocultan más tras las muchas palabras, porque quienes más hablan son quienes más cosas guardan…
Hay casas lujosas con hambre de amor y unión, hay fachadas de pobreza que guardan una riqueza humana en su interior…

Hay mentes brillantes con poco amor propio, hay pensamientos fugaces con mucho sentimiento, no hay nada perfecto y lo que se muestre así es porque es más imperfecto de lo que se puede creer…
No nos quedemos con lo que a simple vista se ve, hay que buscar y mirar más allá… Porque las apariencias siempre nos muestran algo y disfrazan otra realidad…

No hay comentarios.: